AndeanWire-Colombia

Nariño y Putumayo dijeron presente este sábado en los Diálogos Regionales Vinculantes

  • Más de 3.700 personas de 42 municipios de Nariño y de cuatro del Putumayo asistieron a la Normal Superior de Pasto para entregar al Gobierno sus propuestas y preocupaciones para construir el Plan de Desarrollo.  
  • «La tarea es titánica: escuchar y ser escuchados. El respeto a la vida empieza por el respeto a la palabra», expresó el alto comisionado para la Paz, Danilo Rueda.  
  • La vicepresidenta de la República, Francia Márquez Mina, dijo que «No tengan dudas del compromiso de este gobierno con la justicia social, con la justicia climática, con la justicia económica, justicia de género y justicia racial». 

COLOMBIA (Noviembre 21 de 2022).      Este sábado, la Normal Superior de Pasto, Nariño, se convirtió en el escenario al que llegaron más de 3.700 personas de 42 municipios de Nariño y de cuatro del Putumayo para contarle al Gobierno Nacional sus propuestas con el propósito de enriquecer la construcción del Plan Nacional de Desarrollo 2022 – 2026.

Con un total de 21 mesas poblacionales, la vicepresidenta de la República, Francia Márquez Mina, y el alto comisionado para la Paz, Iván Danilo Rueda, lideraron el Diálogo para escuchar las demandas y propuestas alrededor de temáticas fundamentales para Nariño y Putumayo, frente a temas relacionados con el ordenamiento territorial, la seguridad humana, mujeres, víctimas, población LGBTIQ+, jóvenes, población con discapacidad, cambio climático, entre otras.

 La vicepresidenta de la República, Francia Márquez Mina, quien recorrió varias de las mesas poblacionales junto al Alto Comisionado para conversar con la ciudadanía y escuchar sus propuestas, manifestó durante su intervención que «Estamos como Gobierno Nacional poniéndole la cara a los vientos del sur. Fueron ustedes los que lograron el cambio de gobierno después de más de 500 años de exclusión y de violencia. Por eso no tengan dudas del compromiso de este gobierno con la justicia social, con la justicia climática, con la justicia económica, justicia de género y justicia racial», expresó.

La alta mandataria recalcó que en lo corrido de los 100 días del gobierno del cambio, se logró la aprobación de una reforma tributaria. «Sus recursos no son para que se queden en las arcas de los más poderosos, sino para que estén destinados a la Paz Total. Van a estar destinados también a la atención del campo colombiano y a las poblaciones menos favorecidas».

Durante el encuentro, la Vicepresidenta hizo un nuevo llamado a los grupos armados para que aprovechen esta oportunidad de devolverle la tranquilidad a Colombia y sumarse a la Paz Total. «Para que nuestra gente pueda volver a sembrar la tierra en paz, sin temores, para que las mujeres puedan andar sin miedos, para que la juventud, en lugar de tener opción de coger un arma, opte por un lapicero», enfatizó.

Y en ese sentido, recalcó que «La paz implica una verdadera transformación social. No hay paz si no hay vías terciarias para volver a cultivar la papa, no hay paz si no volvemos a producir en el campo, no hay paz si no hay conectividad y acceso al agua potable, y no habrá paz si no hay acceso a la salud».

A su turno, el Alto Comisionado para la Paz y su equipo de trabajo padrinos de estos diálogos vinculantes, garantizaron e impulsaron la participación de los putumayenses y nariñenses para que sus propuestas y sus visiones de país quedarán registradas como principal recurso para la democratización del Plan Nacional de Desarrollo.

«Sus voces son las que cimientan la Paz, sin ustedes que son el corazón y el alma, nunca lograremos la Paz Total. Ustedes son el poder consciente de la nueva democracia que abre las posibilidades a través del diálogo para superar más de 70 años de violencias armadas, que nos han generado dolor, zozobra y tristeza, y aún siguen atormentando a un bello departamento como Nariño», manifestó Danilo Rueda, quién también tuvo acercamiento a las iniciativas de los jóvenes de la región y del país, en estas mesas reconoció las propuestas de las barras del fútbol de equipos nacionales de poder disfrutar del escenario deportivo en paz y convivencia.

«Su ejercicio aquí es una muestra que como humanos y humanas nos podemos entender y que podemos construir proyectos conjuntos sin dejar de disfrutar de las actividades y sus equipos» cocluyó el Alto Comisionado para la Paz, que  junto a la Vicepresidenta Francia Márquez se comprometió a exigirle a las entidades del gobierno para acoger las propuestas planteadas.

Camilo Acero, subdirector de Descentralización y Desarrollo Territorial del Departamento Nacional de Planeación (DNP), explicó a los asistentes las transformaciones para que aportaran sus ideas durante la jornada y reiteró la importancia de escuchar la visión particular de cada región para construir un Plan Nacional de Desarrollo que permita a Colombia convertirse en una Potencia Mundial de la Vida.

Por su parte, el director de la Agencia de Renovación del Territorio, ART, Raúl Delgado Guerrero, aseguró que la participación de los alcaldes y los representantes de las comunidades en la conformación de los Programas de Desarrollo con Enfoque Territorial, en las mesas de trabajo establecidas fue activa y propositiva.

«Con el gobierno del cambio, se abre una posibilidad de fortalecer la presencia institucional con los enfoques    participativo, territorial, y de género y étnico. En ese sentido, los alcaldes y los líderes comunitarios entendieron que debemos trabajar conjuntamente. La paz total y los PDET se crearon para que los colombianos de las regiones más olvidadas puedan tener una mejor calidad de vida», indicó Delgado Guerrero.

Al cierre del Diálogo Regional, el Ministro del Interior, Alfonso Prada, también destacó la asistencia de más de 230.000 colombianos en lo corrido de los Diálogos Regionales y señaló que, a diciembre, estos espacios terminarán por convocar a más de 300.000 personas.

«Esto permite construir una sociedad más igualitaria, sin racismo, sin clasismo. Una sociedad donde el respeto y la inclusión sean la base de la justicia social».

En el Diálogo también hicieron presencia el alcalde de Pasto, Germán Chamorro De la Rosa; el gobernador de Nariño, John Rojas; la ministra del Trabajo, Gloria Inés Ramírez; entre otros funcionarios del orden nacional y territorial.

Los temas tratados durante la jornada 

 En las 21 mesas de trabajo distribuidas en la Normal Superior se reunieron propuestas alrededor de discapacidad como, por ejemplo, la creación de un sistema nacional de cuidado, la reestructuración del Instituto Nacional para Ciegos (INCI), acompañamiento psicológico y emocional a población en situación de discapacidad en instituciones educativas, entre otros.

 En cuanto a niñez, se destacó que en la región debe fortalecerse la educación en zonas rurales y se advirtió del mal estado de la infraestructura de escuelas y colegios en municipios y veredas.

 Asimismo la población LGBTIQ+, manifestó que se necesita inclusión para este sector, garantías para sus derechos y mayor participación en espacios políticos como aporte para que Colombia se convierta en un país con igualdad y equidad de género.

Por otra parte, los colectivos de víctimas de la región plantearon reformar la Ley de Víctimas y poner reglas claras en materia de ordenamiento territorial. Así mismo, en el capítulo de Derecho a la Alimentación, se propuso desde la región consolidar una zona franca para exportación e importación de productos de Nariño y Putumayo.

Fuente: PRESIDENCIA DE LA REPÚBLICA DE COLOMBIA

Diálogos Regionales Vinculantes